Antes de iniciarte como un inversionista de bienes raíces considera los siguientes tips de oro para elegir el destino de tu dinero:

Compra sólo preventas seguras. Las maquetas siempre pueden ser engañosas, lo ideal es que si te decides por una casa o departamento en preventa recurras sólo a desarrolladoras con proyectos concretos y comprobados.

No vendas antes de tiempo. Para recuperar lo que invertiste deberás esperar un mínimo de 12 meses y 24 para empezar a ver aumento en la propiedad, ten siempre presente que los bienes raíces son inversiones de largo plazo.

Cuidado con las zonas sin plusvalía. En un lugar donde hay mucha oferta el precio no crece, existen varios factores que pueden limitar el aumento en el valor entre ellos: la construcción de ejes viales y la falta de planeación para hacer frente a la carga de tránsito vehicular.

Apóyate en alguien que sepa. Comprar una propiedad “por la libre” puede ser una decisión de inversión errónea. De la misma manera que piensas en un corredor de bolsa para invertir en acciones, debes considerar a un asesor inmobiliario certificado para tomar una decisión de compra en bienes raíces.

Cuando se decide invertir, es importante tomar en cuenta una serie de recomendaciones que puedan aportar una mejor visión sobre la decisión, que usted pueda tomar a la hora de adquirir un inmueble.

Revisar diferentes opciones es muy importante por ello es necesario tener presente el consejo de los especialistas, quienes les ofrecerán las herramientas especificas sobre la importancia de invertir en bienes raíces con conciencia.

1. ENTIENDE QUE NO ES ALGO DE CORTO PLAZO:

Si piensas que es posible comprar una propiedad y ganar un gran porcentaje de su valor en un plazo de un año, es mejor que busques otra opción pues los bienes inmuebles necesitan un promedio de entre seis y ocho meses tan sólo para venderse a un precio conveniente.

A este período deberás sumar el tiempo que tardarás en encontrar la propiedad y lo que deberás esperar para que se valorice, para empezar a ver un aumento en el precio de las casas, departamentos o terrenos, el comprador debe esperar al menos dos años.

2. UTILIZA BIEN TU CRÉDITO.

Existen algunas instituciones que pueden ofrecerte un financiamiento de entre 80 y 90% del valor de las casas con plazos largos, sin embargo, puedes considerar también la posibilidad de hacerte primero de una propiedad que puedas liquidar pronto y luego vender o rentar para hacerte de un ingreso adicional.

La frase ‘vivir de mis rentas’ es un postulado completamente cierto y posible, si cuentas con una propiedad adicional a aquella en la que vives tienes varias posibilidades para que el dinero que invertiste rinda frutos.

3. UNA MANSIÓN PUEDE NO SER UNA BUENA INVERSIÓN.

Si puedes comprar y mantener una propiedad en un plazo de cinco años puede ser un gran negocio a la hora de vender.
Sin embargo, las propiedades costosas pueden convertirse en una inversión compleja porque ante el elevado valor la venta puede ser una tarea difícil que tome demasiado tiempo.

Si quieres aprender a invertir en inmuebles, e incluso aprender a comprar propiedades sin usar tu propio dinero. Hemos creado un curso en video llamado “Sin Anticipo Y Sin Bancos” donde podrás aprender las técnicas secretas de negociación para impulsar tu libertad financiera en tiempo récord. Clic aquí para más información

Fuente: expansion.com

¿Te gustó el artículo?

¿Te gustó el artículo?

Suscríbete GRATIS a nuestro Boletín y recibe periódicamente en tu email artículos de interés como este. Además de un fabuloso obsequio!

GRACIAS! Por favor Revisa tu email en breve, pues te hemos enviado un regalo especial por tu suscripción!